Nuevo México usará un recinto ferial para acoger a migrantes centroamericanos

Las familias migrantes se quedarán en los dormitorios existentes en las instalaciones feriales, que servirán como un punto de parada provisional, no superior a "tres días" antes de que los migrantes se reunifiquen con sus familias en diferentes lugares de Estados Unidos

Migrantes que buscan asilo en EE.UU., en su mayoría familias con niños, recibirán apoyo del gobierno de New Mexico facilitando albergue ante la ausencia de ayuda mientras las familias ubican a sus familiares o patrocinadores. En la gráfica un albergue en San Diego. Foto archivo EFE/Esteban Biba
EFE

Phoenix, AZ.- La gobernadora de Nuevo México, Michelle Luján Grisham, y el alcalde de Albuquerque, Tim Keller, anunciaron este martes que el recinto ferial Expo New Mexico servirá de albergue temporal para los miles de migrantes que llegan a la frontera sur del país para pedir asilo.

Lujan Grisham y Keller indicaron que los migrantes serán llevados en las próximas semanas a estas instalaciones, con capacidad para acoger a casi 12.000 personas.

Informaron que las familias migrantes se quedarán en los dormitorios existentes en las instalaciones feriales, que servirán como un punto de parada provisional, no superior a “tres días” antes de que los migrantes se reunifiquen con sus familias en diferentes lugares de Estados Unidos.

Expo New Mexico cuenta además con cocinas, dijo Lujan Grisham en un comunicado, en el que se indica que el Gobierno federal “no ha brindado refugio o adjudicación oportuna en la frontera, lo que deja a los migrantes sin ningún medio para hacer arreglos para llegar a sus patrocinadores o familiares en los Estados Unidos”.

La decisión llega cuando grupos religiosos y comunitarios se han visto desbordados por la afluencia de inmigrantes, en su mayoría centroamericanos, que son liberados por las autoridades migratorias, que tampoco pueden hacer frente a la situación.

Además de este recinto, añadió la gobernadora, continuarán analizando otras opciones para dar respuesta a las familias migrantes.

“Estos solicitantes de asilo son principalmente mujeres y niños y no son un peligro para nosotros. Necesitan descanso, hidratación y revisión médica a menores antes de reanudar sus viajes”, expresó la gobernadora.

Un estimado de 1.700 solicitantes de asilo se han refugiado en los albergues de Albuquerque la semana pasada, según voluntarios que han coordinado los esfuerzos para alimentarlos, vestirlos y albergarlos antes de viajar a su próximo destino.

La Patrulla Fronteriza dejó cerca de 2.100 en Las Cruces durante un período reciente que no excede las dos semanas, según Las Cruces Sun-News.

En marzo pasado, las últimas cifras disponibles, fueron detenidas 92.607 personas entre los puertos fronterizos entre EE.UU. y México, lo que supuso un notable incremento con respecto a las 66.884 del mes de febrero y las 47.984 de enero.